Vigilancia digital: conciencia, mala prensa, y la caída de los gigantes

A medida que emergen los escándalos sobre la recolección de datos en Internet y el comercio de datos personales, decae la confianza en los gigantes de Internet. Compañías como Facebook, Google o Amazon han acumulado poder (datos) en las últimas décadas, casi sin límite. Ahora, tanto los usuarios como los Estados empiezan a despertar, a proteger sus datos, y desarrollar nuevas regulaciones que delimiten el mundo digital.

El mes pasado, Facebook, Amazon, Apple y Alphabet, la empresa matriz de Google, experimentaron una fuerte caída en la bolsa de Nueva York, relacionada con el anuncio de medidas más estrictas por parte de las autoridades reguladoras de la competencia de los Estados Unidos. El 3 de junio, Facebook registró una caída del 7,51% en el Nasdaq, mientras que Alphabet, Amazon y Apple, las tecnológicas más importantes del mercado estadounidense, cayeron en un 6,12%, 4,64% y 1,01 % respectivamente.

En los últimos años hemos visto los esfuerzos de las instituciones de la Unión Europea para investigar y controlar a las big tech de Silicon Valley; ahora parece que la maquinaria se ha puesto en marcha de verdad en Estados Unidos para hacer lo mismo en su casa.

Vigilancia digital: conciencia, mala prensa, y la caída de los gigantes

A medida que emergen los escándalos sobre la recolección de datos en Internet y el comercio de datos personales, decae la confianza en los gigantes de Internet. Compañías como Facebook, Google o Amazon han acumulado poder (datos) en las últimas décadas, casi sin límite. Ahora, tanto los usuarios como los Estados empiezan a despertar, a proteger sus datos, y desarrollar nuevas regulaciones que delimiten el mundo digital.

El mes pasado, Facebook, Amazon, Apple y Alphabet, la empresa matriz de Google, experimentaron una fuerte caída en la bolsa de Nueva York, relacionada con el anuncio de medidas más estrictas por parte de las autoridades reguladoras de la competencia de los Estados Unidos. El 3 de junio, Facebook registró una caída del 7,51% en el Nasdaq, mientras que Alphabet, Amazon y Apple, las tecnológicas más importantes del mercado estadounidense, cayeron en un 6,12%, 4,64% y 1,01 % respectivamente.

En los últimos años hemos visto los esfuerzos de las instituciones de la Unión Europea para investigar y controlar a las big tech de Silicon Valley; ahora parece que la maquinaria se ha puesto en marcha de verdad en Estados Unidos para hacer lo mismo en su casa.